Todo México se unió en torno a una tragedia, vimos como un país se levantó, vimos lo mejor y  cada uno decidió aportar y ayudar a las víctimas del sismo del pasado 19 de septiembre para reconstruir y ayudar. 

Hasta los presuntos narcotraficantes que se hacen llamar “Gente nueva del Tigre” hicieron llegar su ayuda en forma de un cuantioso donativo para los damnificados.

Muy seguramente esto no te parezca del todo mal, es más, es posible que hasta sientas cierta simpatía por el acto de bondad que demostraron estos presuntos delincuentes; que hayas pensado que es posible que tengan buenos sentimientos después de todo.

Sin embargo, ese México está inmerso en una cultura de apología al narcotráfico, en donde de repente dejaron de ser un grupo delictivo para convertirse en héroes nacionales. 

Y estoy segura que lo has visto todos los días: en la música, en novelas, en las redes sociales, en las conversaciones de los jóvenes, en las jovencitas cuyo único anhelo es convertirse en sus novias, en los jóvenes que sueñan con tener dinero fácil, en los mexicanos que opinan que los escapes de “El Chapo” son hazañas”, en los que están obsesionados con las historias de Pablo Escobar, y lo consideran un modelo a seguir.

¿Y esos son los jóvenes que están con nuestros hijos todos los días? ¿Esa es la futura generación mexicana? Sinceramente quedé muy preocupada con el tema, y empecé a investigar 

Y me encontré con que esta semana, precisamente el rector de la Universidad de las Américas Puebla,  se refirió al tema de la legalización de la droga a través de una transmisión de Facebook live

Y me pareció que era una muy buena solución al problema de la drogadicción pensando en el futuro de mis hijos. Coincido completamente con él.

Llevamos muchos años pensando, creyendo y tratando a la droga como un tema tabú y por eso muchos jóvenes han caído en el consumo. Si se trata abiertamente, aparte de acabar con el negocio y regularlo, también se puede controlar el consumo como se hace con el cigarrillo o con el alcohol.

Es decir, mucho de esto depende de los valores familiares pero también del acceso, del control y sobretodo de la tolerancia estatal que haya frente al narcotráfico que actualmente, es prácticamente nula.

Solocar0

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here